la curiosidad

la curiosidad,

esa puerta hacia la capacidad de observación, se pregunta constantemente por todo, se cuestiona todo, ¿será realmente como me lo han contado?

Vicky el vikingo aparentemente es débil y miedoso en un mundo en el que la fuerza es lo único importante. Ante cualquier contratiempo o amenaza siempre utiliza el ingenio hasta encontrar una manera diferente de hacer las cosas, analiza desde un ángulo desde donde nadie miraba. Su proceso tiene siempre dos fases: 1/Observación; 2/Reflexión (Nariz); 3/Resolución (Ajá del “ya lo tengo”).

y si seguimos en esta capacidad vikinga, nos podemos encontrar, unos años después con Cómo entrenar a mi dragón, otra película en la que el personaje investiga en todo lo que sus mayores dan por cierto, y le han enseñado, “No acercarse, peligro de muerte”.

 

la curiosidad curiosa se permite probar y fallar, probar y acertar, es relativamente des-apegada del resultado, lo que le mola es el viaje, y se permite viajar.

la curiosidad también es la capacidad de grandes aventureros, investigadores y científicos, ¿te imaginas a Sherlock Holmes, a Marco Polo o a Madame Curie sin un gramito de curiosidad? No sé por qué me da que va a a ser que no, querido Watson.

Miro en la historia de mi familia y me encuentro con mi abuelo José, que buscaba el diccionario cada vez que se topaba con una palabra que no conocía, o en el interés de Silvia en indagar en su árbol familiar.

¿quién es curioso a tu alrededor, te animas a buscar?

el asombro

el asombro, también conocido como el asombrohhhhh, esa reacción ante lo in-esperado, lo maravilloso, por nuevo, por simple, por precioso,

la capacidad de reconocer las “causualidades” de la vida, ¿o son regalos que la vida nos trae?, ¿son regalos del director o son regalos del productor?, ¿quién dirige esta película, si no soy yo?

en algún sentido asombrarse es apreciar y valorar como importanT lo que está siendo, lo que la vida nos regala por medio de nuestros sentidos, la vista, el tacto, el olfato, por nuestros otros sentidos, el sentido del movimiento, del equilibrio, de la humanidad, de la humildad, ¿cuántos sentidos tenemos?, sin duda muchos más que cinco, ¿no crees?

¿qué despierta en ti esa curiosa sensación de “no puede ser”?

¿es un truco de magia? ¿es un mate de baketball? ¿es una hazaña de un deportista extremo del equipo Red Bull? ¿es la tierra vista desde el espacio exterior? ¿es un record del libro Ginness de los idem?

en un momento del camino nos asombramos de la maravilla que es estar vivas, y conectamos también con lo pequeño, con las piedras en una playa, todas tan diferentes y tan bonitas, con una palo con forma de Y griega, la letra con la que empieza y terminan estas dos palabras juntas, palíndromos, Yo soY, que se leen igual de adelante hacia atrás y al revés,

con una hilera de hormigas, con las flores que vuelven a salir por primavera, con el canto de un jilguero, el vuelo de la golondrina, que vuelve a anidar como el año pasado en el hueco encima de las persianas del salón, la vida que se renueva, nos maravillamos con la forma de un copo de nieve, el fluir continuo del agua,

qué bonito es volver a asombrarnos otra vez, y volver a volar,  una vez más…

el juego y el dis-fruT

el juego y el dis-fruT encierran varias palabras que están muy relacionadas.

bueno, más bien es al contrario, dejan sueltas un par de palabros, como la diversión, la ligereza, la conexión in-consciente con una pasión, algo que nos encanta hacer, y que tal vez cuando seamos mayores reconocemos dentro de una categoría mayor, nuestra capacidad de entrar en procesos de fluidez.

pero vamos a retroceder un poco, a esas imágenes de nuestra infancia que hablan del gusto por hacer las cosas sin más, sin una expectativa, sin un resultado, de aquellas tardes en las que jugábamos a muñecas, o a vaqueros, que nos quedábamos absortas jugando a las cocinitas, cortábamos el pelo a nuestros muñecos, o pasábamos la tarde con una caja de cartón y un hilo, o dando patadas al balón.

y volvemos a esa etapa en la que disfrutábamos, absortos en los dibujos animados de nuestra infancia, ¿nos reíamos de ellos o con ellos?, qué más dará, y revisamos esos ejemplos locos del coyote y correcaminos, los picapiedra, la pantera rosa, ¿cuáles son los héroes juguetones de tu adolescencia?, ¿cuáles son los héroes juguetones de tu vida mayor?

porque donde en la infancia tenemos el héroe tontorrón, en la adolescencia tenemos otro héroe con el que nos podemos reír, y aparece la figura del clown, Charles Chaplin, los hermanos Marx, el gordo y el flaco, o del bufón, quién sabe por qué me sale la imagen de Tirion Lannister de la serie juego de Tronos, quizás porque siento que en el juego y el dis-fruT el personaje o el muñeco experimenta un grado alto de una cualidad mayor, la libertad.

quién sabe por qué conecto aquí con el capitán Sparrow, y de otros héroes de mi etapa mayor que cambian las reglas del mundo, porque desde el juego y el dis-fruT nos permitimos experimentar con otras realidades por venir.

en el juego somos libres, espontáneos, muchas veces inocentes, y el juego desafía las reglas impuestas del mundo corriente, ya no nos aplica la ley de la gravedad.

y dejamos para una etapa posterior la aplicación de esta capacidad, que ojalá algún día se haga presente en nuestra vida, esa maravillosa sensación de fluidez, en la que el tiempo se colapsa, y todo ocurre en un instante, o un instante se vive en cámara lenta, en algunos casos con una extraña sensación de anticipación de lo que está por venir, y de capacidad.

¿se te ocurren más ejemplos cercanos en los que la vida se convierte en juego, y entramos en contacto con nuestro don, y la pasión nos conecta con la fluidez?

   

 

la inocencia

¿Qué hay más inocente que un recién nacido?, una persona sin maldad, se cree todo lo que le cuentan, todo es posible en su mente, no hay limitaciones en el campo de las posibilidades…

Mowgli, el niño de la selva, la expresión de la inocencia. No ha tenido referentes humanos que le indiquen lo que debe y no debe hacer, ni lo que puede y no puede hacer… únicamente se rige por las normas de la naturaleza, lo que la madre naturaleza da, ¿naturalidad? 

Luke de niño / joven = Inocente, cree que todo es bueno, bondad, no conoce el mal y es hábil con las máquinas, no con las personas

Tarzán, el rey de la selva, otro ejemplo de niño natural que crece sin condicionamientos de un ser adulto, un mayor al que seguir e imitar.

 

tal vez podemos evocar otras imágenes de inocencia, personas que la mantienen en su vida de persona mayor, ¿te acuerdas de Forrest Gump?

 

la nobleza

la nobleza es una palabra que encierra o incluye a otra de uso más popular, la honradez, y habla del ser adulto sano … y bueno, tal vez la nobleza se vaya más a una imagen de una persona con posibles, los nobles generalmente lo eran, y la honradez es lo mismo entre gente del vulgo, por lo que puedes quedarte con cualquiera de las dos, la que más te guste,

o con esa palabra que para ti represente lo mismo, el ser adulto sano… y bueno,

si nos vamos al imaginario popular tal vez contactamos con esta característica regia, propia de los reyes al servicio del pueblo, el héroe al servicio del pueblo y del bien común. 

¿quién es noble en nuestros tiempos? ¿quién lidera la lucha por el bien, desde su mejor intención?

Luke Skywalker, Indiana Jones, padre Vicente Ferrer, Otto Scharmer

Luke Skywalker, el héroe de la guerra de las galaxias, Indiana Jones, el investigador intrépido que tiene su particular cruzada contra el imperio nazi en la segunda guerra mundial, el zorro, Robin Hood, noble inglés venido a menos que roba a los ricos para ayudar a los pobres, mientras espera la vuelta de su rey, o quizás Juan XXIII, el papa bueno. 

En nuestro particular listado también caben Vicentre Ferrer, u Otto Scharmer.

Como frases, o dichos populares, empezamos con éste,

haz el bien y no mires a quién,

seguro que a ti se te ocurren un par más.

 

 

la sensatez

la sensatez, también conocida como el sentido común, tiene un espectro un poco más amplio que la que su concepción tradicional arroja, ya que, más allá de re-conocer que “el sentido común no es el más común de los sentidos”, y no es el sentido más fácil de desarrollar,

sobre todo en entornos complejos y plagados de incertidumbre, ahora los llamamos VUCA (volátiles, inciertos, complejos, ambiguos), por lo que al tradicional sentido común, o sensatez, queremos agregarle un punto de conocimiento de una misma, o conciencia interna,

y conocimiento del medio, o conciencia eco-sistémica,

por lo que te vamos a animar qué es para ti a día de hoy esta palabra tradicional, sensatez o sentido común, supuestamente el más común de los sentidos que adorna a la especie humana,

y que revises alguna de las miradas siguientes,

el rey Salomón, que decide cortar el niño nacido de 2 madres en partes iguales, como solución a una trama malvada propone una solución a un problema que le permite discernir quién miente y quién no,

Leonardo Boff, que es su blog koinomía, en un escenario complejo, destila significados, aporta comprensión a las situaciones,

José Saramago, con obras tan suculentas como ensayo sobre la ceguera, o el evangelio según Jesucristo, para qué queremos intérpretes si el biografiado se hace presente.

Si quieres, te dejamos con un par de frases para que tú misma compongas tu propia imagen de este sentido tan común, o tan poco común, depende cómo lo mires.


el mundo de hoy no tiene sentido, así que, ¿por qué debería pintar cuadros que lo tuvieran? – Pablo Picasso

si quieres el arco iris, tienes que soportar la lluvia – Dolly Parton


no pierdas el tiempo golpeando la pared con la esperanza de TRANSformarla en puerta – Coco Chanel

y me quedo con una sonrisa en la vida pensando en todas las veces, creo que son muchas, en las que me he empeñado en pedir peras al olmo.

¿te parece Mafalda buen ejemplo de persona suficientemente sensata?

la congruencia

aunque no haya una definición única, en la congruencia observamos al ser humano sano, que piensa – dice – siente – hace básicamente lo mismo, haciendo de su vida un ejemplo de lo que viene a contar,

por lo que es interesante mirar fuera y buscar esas personas referentes de congruencia, que adicionalmente pueden estar más cercanas a nuestra forma de estar en el mundo,

puede que los ejemplos que ponemos aquí no sean de tu agrado, pero eso no importa, lo importante es que tú misma desarrolles en tu vida esa pensar – decir – sentir – hacer congruente, que es la base de la salud, de la salud mental y de la emocional, una salud que seguramente tmbn se traslada a tu cuerpo físico.

Pepe Múgica,

el presi pobre de Uruguay vive desde el ejemplo,  y sentimos su vida como ejemplo de su forma de ver el mundo (desde su particular marco de creencias y valores).

Ché Guevara,

personaje revolucionario que nos regala múltiples frases, que se convierten en pósters, prefiero morir de pie que vivir arrodillado, así nos lo contó y así murió.

Si extendemos el término de la palabra a otras afines nos encontramos con la coherencia, o con la honestidad, esa conguencia entre el decir y lo hecho, quién sabe por qué girando la palabra hacia la honestidad, hermana pequeña de la congruencia (congruencia en el decir), afloran otras imágenes,

de personajes que nos cuentan lo que va a hacer / nos cuenta lo que ha hecho / no nos engaña / van de cara,

y el viaje se acerca a la marcha de la sal de Gandhi, con la propuesta radical de ahimsa,

hacia buscadores de la verdad, personas comprometidas con la verdad,

como Tessa Quayle (activista en el jardinero fiel),

Julian Assange (wikileaks),

o Daniel Ellsberg (the Pentagon papers)

y terminamos con una frase

cuando pinto, mi obsesión es mostrar lo que he encontrado, no lo que busco – Pablo Picasso

 

la ecuanimidad

al ecuanimidad tiene por lo menos dos enfoques, uno más mental, más racional, que implica igual trato a unos y a otras, y un segundo enfoque, que tiene que ver más con la emoción y las respuestas de corazón, que hablan de esa capacidad que implica igual ánimo en el ganar y en el perder,

una forma de estar en la vida que nos ayuda a distinguir la reacción automática, o respuesta condicionada del animal a la respuesta que se distancia del condicionamiento exterior,

y nos permite desarrollar esa forma de estar en el mundo, tranquilas, mesurados, no explosivas, conciliadores.

Tal vez nos puedes una imagen de esa tranquilidad interior, aguas mansas, frente a tantas aguas turbulentas, quién sabe por qué se nos hace grande la imagen de Nelson Mandela, predidente de Sudáfrica tras innumerbales años de cárcel, en un espacio de 4 metros cuadrados, o de Morfeo, de la saga Matrix, con su fe incondicional en Neo, el elegido.

Tal vez nos llaman la atención por su “distancia” o tranquilidad emocional.

Las palabras equilibrio o templanza también pueden resonar en tu interior.

«Más allá de la noche que me cubre negra como el abismo insondable, doy gracias a los dioses que pudieran existir por mi alma invicta. – En las azarosas garras de las circunstancias nunca me he lamentado ni he pestañeado. – Sometido a los golpes del destino mi cabeza está ensangrentada, pero erguida. – Más allá de este lugar de cólera y lágrimas donde yace el Horror de la Sombra, la amenaza de los años me encuentra, y me encontrará, sin miedo. – No importa cuán estrecho sea el portal, cuan cargada de castigos la sentencia, soy el amo de mi destino: soy el capitán de mi alma»

Nelson Mandela

Crea tu página web en WordPress.com
Empieza ahora